BlogKréalo!

12 de marzo de 2021 publicado en

20 tips increibles para iluminar mejor tu casa

 

Un hogar bien iluminado es sinónimo de confort y una forma eficaz de producir sensación de amplitud. Pero ojo, iluminar tu hogar no siempre debe significar un aumento de tu consumo eléctrico, ya que con solo algunos trucos puedes mejorar mucho la iluminación de tus espacios. ¿Quieres saber cómo hacerlo? No te pierdas nuestros consejos.

Tips para ganar luz en casa

1. Haz que la luz fluya libremente, especialmente la luz natural. Para ello, debes tener cuidado con la forma en que distribuyes los elementos dentro de cada habitación. Procura que las entradas de luz no queden bloqueadas por muebles o enseres grandes, opta siempre por colocarlos a un lado y dejar libre la entrada de luz.
2. Los colores claros deben ser tus aliados. Si deseas que la luz se refleje y crear un ambiente más luminoso, el color blanco es el ideal para que sea el predominante en mobiliario y paredes.
3. Los tonos amarillos o crema son perfectos para crear sensación de luminosidad, ya que reflejan los rayos del sol con una tonalidad más cálida que el blanco.
4. Abre camino a la iluminación optando por el open concept. De esta forma, la luz podrá circular por toda la estancia sin limitaciones, creando un espacio confortable y amplio.
5. Si no quieres crear un espacio tipo loft, siempre tienes la opción de utilizar acristalado en sustitución de una de las paredes, para permitir que la iluminación de un ventanal pueda bañar otra habitación.
6. Utiliza espejos en tu decoración. Los espejos no solo funcionan para dar amplitud visual, sino que además sirven para reflejar la luz solar que ingresa en una estancia.
7. Si los espacios que deseas iluminar están provistos de puertas, opta por que estas sean de cristal. No solo le darás un toque de elegancia a tu hogar, sino además dejarás pasar la luz aunque las puertas estén cerradas.
8. Cuidado al elegir las cortinas. Pregúntate siempre si en realidad son necesarias, y de serlo, elige unas que no sean oscuras, y cuya tela permita que la habitación no pierda iluminación natural.
9. El mismo truco debes utilizar con cualquier tipo de textiles que formen parte de tu decoración y que puedan actuar como impedimento para que los espacios ganen luz natural.
10. La elección de los estores también es un elemento importante a considerar. Cuida que la tela sea vaporosa, y mejor será si puedes enrollarlos de manera que queden fuera de la ventana.
11. Otro truco para las cortinas es que las uses dobles. Una primera capa de cortinas casi transparentes para los momentos en lo que quieras dejar pasar los rayos del sol, y otra capa de tela gruesa u opaca para cuando necesites mayor privacidad.
12. Colgar las cortinas desde el techo en lugar de colgarlas desde el marco de la ventana, producirá sensación de mayor amplitud y de que las ventanas son más grandes.
13. Considera la orientación de tu casa. Si tiene orientación norte, elige colores cálidos para la decoración. En cambio, si está orientada hacia el sur, los colores recomendados son más bien fríos.
14. Los colores oscuros no deben reñirse con la sensación de luminosidad. En su justa medida, pueden añadir personalidad sin limitar la luz.
15. La pintura satinada también contribuye a reflejar la luz por todo el espacio.
16. Las puertas de los armarios mejor claras y lisas, para que sean reflectantes.
17. Suelos y alfombras, si no blancos, de colores claros y luminosos.
18. Los marcos de las ventanas también sirven a la iluminación cuando son claros.
19. El recibidor puede iluminarse gracias a la instalación de ventanas interiores.
20. Las vigas también pueden pintarse de colores claros para ganar en amplitud visual.

  • Los colores claros deben ser tus aliados. Si deseas que la luz se refleje y crear un ambiente más luminoso, el color blanco es el ideal para que sea el predominante en mobiliario y paredes.
  • Los tonos amarillos o crema son perfectos para crear sensación de luminosidad, ya que reflejan los rayos del sol con una tonalidad más cálida que el blanco.
  • Abre camino a la iluminación optando por el open concept. De esta forma, la luz podrá circular por toda la estancia sin limitaciones, creando un espacio confortable y amplio.
  • Si no quieres crear un espacio tipo loft, siempre tienes la opción de utilizar acristalado en sustitución de una de las paredes, para permitir que la iluminación de un ventanal pueda bañar otra habitación.
  • Utiliza espejos en tu decoración. Los espejos no solo funcionan para dar amplitud visual, sino que además sirven para reflejar la luz solar que ingresa en una estancia.
  • Si los espacios que deseas iluminar están provistos de puertas, opta por que estas sean de cristal. No solo le darás un toque de elegancia a tu hogar, sino además dejarás pasar la luz aunque las puertas estén cerradas.
  • Cuidado al elegir las cortinas. Pregúntate siempre si en realidad son necesarias, y de serlo, elige unas que no sean oscuras, y cuya tela permita que la habitación no pierda iluminación natural.
  • El mismo truco debes utilizar con cualquier tipo de textiles que formen parte de tu decoración y que puedan actuar como impedimento para que los espacios ganen luz natural.
  • La elección de los estores también es un elemento importante a considerar. Cuida que la tela sea vaporosa, y mejor será si puedes enrollarlos de manera que queden fuera de la ventana.
  • Otro truco para las cortinas es que las uses dobles. Una primera capa de cortinas casi transparentes para los momentos en lo que quieras dejar pasar los rayos del sol, y otra capa de tela gruesa u opaca para cuando necesites mayor privacidad.
  • Colgar las cortinas desde el techo en lugar de colgarlas desde el marco de la ventana, producirá sensación de mayor amplitud y de que las ventanas son más grandes.
  • Considera la orientación de tu casa. Si tiene orientación norte, elige colores cálidos para la decoración. En cambio, si está orientada hacia el sur, los colores recomendados son más bien fríos.
  • Los colores oscuros no deben reñirse con la sensación de luminosidad. En su justa medida, pueden añadir personalidad sin limitar la luz.
  • La pintura satinada también contribuye a reflejar la luz por todo el espacio.
  • Las puertas de los armarios mejor claras y lisas, para que sean reflectantes.
  • Suelos y alfombras, si no blancos, de colores claros y luminosos.
  • Los marcos de las ventanas también sirven a la iluminación cuando son claros.
  • El recibidor puede iluminarse gracias a la instalación de ventanas interiores.
  • Las vigas también pueden pintarse de colores claros para ganar en amplitud visual.

Con trucos sencillos como éstos puedes ganar mucho en cuanto a la sensación de amplitud y luminosidad de tu hogar.